Páginas vistas en total

lunes, 18 de noviembre de 2019

Noviembre2019/Miscelánea. TERUEL EXISTE Y LA DESPOBLACIÓN DE LA PROVINCIA DE TERUEL

TERUEL EXISTE Y EL  DESIERTO POBLACIONAL
*
A partir de la desaparición del movimiento asambleario Teruel Existe y su conversión en una Agrupación de Electores con el mismo nombre se han disparado las apuestas. Todo el mundo está expectante, hace apuestas sobre la solución /es que nos traerán y, de los problemas de la llamada ahora, “España Vaciada”. Mientras, los pueblos llegan a su agonía, IberCaja ya ha abandonado el 60% de los municipios, el Multiservicio es un quebradero de cabeza para la Diputación Provincial, las Residencias de la Tercera Edad se concentran en las cabeceras de comarca o en las capitales (Teruel y Zaragoza) y así un largo etcétera que colmata ya, no un éxodo, sino un desmantelamiento de las estructuras municipales. Cuando vas al pueblo tienes que llevar el coche cargado con todo lo necesario porque, en el pueblo,  no hay nada. A pesar de la cruda realidad hay quien se empeña en realizar reportajes, ya sea en papel, en soporte electrónico o en audiovisual,  proponiendo soluciones imposibles. Todas las medidas contra la despoblación han sido vanas hasta la fecha. Un ejemplo muy conocido es el de las Denominaciones de Origen. Creadas para este fin y con el objeto de explotar los recursos autóctonos y fijar la población en el territorio. Por ejemplo, en el caso del Jamón de Teruel tiene que ser (el cerdo) nacido, criado, sacrificado y secados sus perniles en el punto de origen de la Denominación. Todo pensado con cierta lógica, pero los trabajadores viven donde quieren. Una de las primeras cosas que pidieron los maestros cuando se aprobó la Constitución es poder vivir donde quisieran. Ahora, recorren cada día más de 200 kilómetros para ir a su trabajo. Es muchísimo más caro que vivir en el pueblo pero, es lo que hay, es mucho más soportable a nivel humano.
Esperamos ansiosos las soluciones “nuevas” que seguro nos propondrán y que harán que de una vez por todas la provincia vuelva a la situación poblacional de los años 50 del siglo XX. Ahora bien, absténganse de más juegos florales y de propuestas absurdas. Pues, las mentiras, tiene las piernas muy cortas.
*
(Natalidad y longevidad)
*
La explosión demográfica se produce en España en el siglo XIX gracias a las medidas higiénicas que se ponen en marcha, sobre todo, en el trienio liberal (1820-23). La medidas higiénicas producen el BOOM demográfico y, las sanitarias, la LONGEVIDAD. Estas medidas higiénicas en síntesis son las siguientes:
CUARENTENAS
(España es el primer país en establecer las cuarentenas.)
*
HERVIR LAS AGUAS
(en los partos.)
*
ENCALAR LAS CASAS
(por dentro y por fuera)
*
SACAR LOS CEMENTERIOS DE LAS POBLACIONES
(y situarlos en lugares ventilados.)
*
DESECAR LAS LAGUNAS
(para evitar la trasmisión de enfermedades por los mosquitos.)
*
La explosión demográfica llega en España hasta el año 1950, teniendo su pico poblacional máximo en el año 1910. También, a partir de principios del siglo XX, se inicia el progresivo éxodo de la población del mundo rural al urbano, acelerándose a partir de los años 50 del siglo XX. Los datos son sobradamente conocidos y las políticas de los gobiernos, también. Franco incentiva la natalidad y crea ayudas a las familias numerosas. Con la democracia y la “planificación familiar” se produce el desplome de la natalidad. Para atender las necesidades de servicio a las personas (mayores y enfermos) se facilita la inmigración (pateras). Por el contrario, la industria se ha trasladado a países tercermundistas (Marruecos, China) donde la mano de obra es más barata.
La provincia de Teruel  explica mejor que ninguna el fenómeno migratorio en el siguiente texto:
La demografía tiene, demás, su trasunto en la política. Como ejemplo de lo que decimos veamos que pasó en las elecciones municipales de 1931 que dan lugar a la llegada de la II República. Para estas fechas, España es eminentemente rural y analfabeta. El mundo rural (analfabeto y monárquico) vota el día 12 a la opción monárquica (que gana las elecciones). Dos días después, el día 14 de abril, votan las poblaciones en las que hay más de una candidatura que incluyen, lógicamente, las capitales de provincia. En las capitales gana la opción republicana. Pero en el conjunto del país, dado el peso de la población rural, gana la opción monárquica. Los republicanos trabajaron con la opción de proclamar la república, independientemente de los resultados electorales (la proclamación de la II república fue ilegítima, no acorde a la ley electoral).
La emigración del campo a las ciudades dio lugar, durante el franquismo, a la creación de las clases medias.
La sanidad o salud pública desde los años cincuenta del siglo XX, que ha ido mejorando progresivamente con numerosos avances médicos y farmacéuticos, ha dado lugar a la situación actual. Hay pueblos en los que quedan 10 o 12 ancianos octogenarios y nonagenarios, que hace 100 años sería impensable pensar en su existencia. Esta masa de población de la “tercera edad” es por naturaleza conservadora (en general), e influye en el destino de los pueblos  a corto plazo y, también, en un cierto equilibrio en los cada vez, más reñidos, resultados electorales.
Así pues, la higiene y la salud pública (natalidad y longevidad), han influido en los flujos migratorios producidos por una explosión demográfica cuyos resultados, fueron inasumibles por una tierra, Teruel, sin capacidad para explotar sus propios recursos.  La falta de burguesía y la descapitalización del campo (caciquismo) hicieron a Domingo Gascón y Guimbao, poner una oficina en Madrid para vender los cotos mineros de la provincia.

Revertir la situación actual es tarea laboriosa. ¿Quién lo logrará?
***
**
*