Páginas vistas en total

viernes, 22 de noviembre de 2019

Noviembre2019/Miscelánea. HABLANDO CLARO: TERUEL EN EL CORAZÓN Y EN LA RAZÓN


El cacique, devoto de San Fabián y San Sebastián, no quería (ni en pintura) industrias en el pueblo.
**********
TERUEL:
EL CORAZÓN Y LA RAZÓN
*
La filosofía del cacique era: yo pierdo, pero vosotros más. Una gran mayoría de turolenses que marcharon a la emigración lo hicieron por culpa del cacique local. El cacique no quería carreteras, ni quería industria, ni cualquier cosa que pudiera poner en riesgo su dominio sobre el terruño. El caciquismo tomó su última baza con el franquismo. Entre 1945 y 1986 se construyeron en España 663 silos y 275 graneros. El cereal era un monopolio del Estado. Al cereal le puso Franco un precio de garantía en recompensa por el apoyo de los terratenientes a la guerra civil (la España interior). Por el contrario las industrias marcharon a la periferia. Oiréis, ahora, lamentos de que Franco se llevó toda la industria a Cataluña. Son lamentos de los mismos que impidieron que se instalaran en la España interior.
¿Qué es lo que piden ahora los caciques que son los amos totales de los pueblos? ¡Qué el Estado les rebaje los impuestos, so pretexto de la despoblación! Oiréis decir: “Nos tenían que pagar por vivir aquí.” Eso lo dicen los que echaron a todos sus vecinos fuera. Pero lo dramático del caso es que los caciques ya no viven en el pueblo, aunque sean vecinos de derecho. Con el primer dinero de la PAC se compraron un  piso en Teruel o Zaragoza. Ahora trabajan de “enchufados” en una capital y los fines de semana van al pueblo a sembrar, a “rular” los campos de cereal, a cosechar... (área del monocultivo del cereal situada sobre los 1.000 metros de altitud).
Sucede que hay gentes de corazón, aquellos que tienen añoranza del pueblo, aquellos que pasaron su infancia o sus vacaciones en el pueblo, que sueñan con los “verdes veranos”. A ese sentimiento le ha atizado fuego Teruel Existe. Teruel Existe no es un movimiento popular (del pueblo) es un movimiento de “funcionarios” que dedican su tiempo libre a estas cosas folclóricas que les permiten salir en la televisión. Si siguen las noticias verán las genuflexiones que ha hecho ya en tan poco tiempo, el Guitarte.
Que no te engañen. Aquí cada cual va a lo suyo. Unos a hacer política de salón. Otros por ver si cae algún descuento en los impuestos y, casi todos, por ver si salimos en la tele.
Les recomiendo que visiten Son del Puerto o Almohaja, a ver dónde está el guapo que levanta ese desierto.
Pues eso…
***
**
*