Páginas vistas en total

martes, 14 de enero de 2014

Enero2014/Miscelánea. NÚMERO CERO DE LA REVISTA TURIA

TURIA: EL RÍO QUE NO CESA
*
Cuando era zagal mi madre me decía a menudo, “los mañicos tenéis que jugar juntos”. En el caso de Turia los mañicos/hermanicos somos todos. Precisamente este consenso ha sido el éxito más llamativo de esta empresa cultural, el de acoger a todos y evitar los sectarismos. El tan deseado consenso cultural (por fin) se ha mantenido en el tiempo y hoy “Turia” sigue siendo la revista cultural de referencia de todos los turolenses. Hay personas que pudieran llamarla elitista o literaria, pero, lo primero es una exigencia y lo segundo una necesidad. No hay que olvidar que el principal vehículo transmisor de la cultura es la palabra. Sin embargo, en Turia hay una variada gama de temas que a buen seguro satisfacen al lector más exigente. Lucha hoy, Turia, contra Internet y se mantiene firme en el duelo, porque el papel es el papel, y los grandes lectores actuales todavía lo son en papel.
Verá el lector que desde el número cero se mantienen dos constantes en la revista: el diseño de la portada de Gonzalo Tena y la coordinación/dirección de Raúl Carlos Maícas. El número cero que arranca sin Depósito Legal y sin fecha de emisión es pues, un incunable, un ejemplar digno de mantenerse como una joya literaria y trae, en su interior, la fuerza del artista más importante del siglo XX en España. Se trata de Pablo Serrano, que además, es turolense de Crivillén. Hay un artículo de Pablo Serrano y otro de Isidoro Esteban (en el papel de reportero) encuestando a don Pablo. Llama la atención en el apartado sobre Aragón el choque de dos propuestas en franca divergencia Peiró y Losantos el primero nacionalista y el segundo liberal. Repasando el sumario tomas conciencia de cómo pasa el tiempo y como desaparecen personas que eran habituales, es el caso de Pablo Serrano, Javier Tomeo relacionado con Alcaine o Ana María Navales, los tres fallecidos. De otros has perdido el “rastro” como es el caso de Víctor Lope o Usero. El panicero Francisco Burillo sigue el la brecha con la Celtiberia y Losantos nos llena de palabras los oídos a diario. En esencia, gentes de aquí y de fuera de aquí, “coordinadas” desde aquí, han hecho una revista que se ha prolongado en el tiempo con un éxito creciente y que ha trascendido los límites del pequeño terruño donde naciera para viajar allende los mares. Por eso, a Raúl Carlos Maícas, lo tengo puesto en mi lista de Turolenses Ilustres en Miscelánea. Se lo ha ganado con creces.
*
*
*
*
*