Páginas vistas en total

martes, 29 de noviembre de 2016

Noviembre2016/Miscelánea. POEMA A ZARAGOZA SIGLO XVI

Manuscrito
7075 de la Biblioteca Nacional de Madrid,
****
ÇARAGOÇA
Dios te salve, gran ciudad.
Çaragoça de Aragón,
refugio de libertad,
exemplo de caridad,
madre de toda nación.
*
De contento
digo que tu fundamiento
fue de gracia más que estrania;
pues no se sabe, ni siento,
ciudad de tan buen asiento
en todo el cerco de España.
*
Quien te viere,
y algún tiempo en ti estuviere,
que note tus magestades,
si hombre avisado fuere,
te llamará donde quiere
la reina de las ciudades.
*
Abastada
te tienen y rodeada
cuatro ríos; éstos son
uno La Güerva llamada,
y tres de agua senialada,
Ebro, Gallego, Xalón.
*
De los cuales
son tus provisiones tales
y tantas, que como en carta
se prueba por los anales
de ciudades principales
ser Çaragoça la harta.
*
¿Quién podría
coger en su fantasía
las bellezas y mejoras
conque hi [aquí] de cada día
por cualquiere plaça y vía
te ensorbebeçes y doras?
*
Tu aposiento
es de grande cumplimiento,
hecho como de marfil,
que coge gente sin cuento,
aunque entren de ciento en ciento
y vengan de mil en mil.
*
Tus haberes
multiplican mercaderes
que por mil partes derramas.
Eres un mar de plazeres,
¡bella huerta de mugeres
y un lindo jardín de damas.
*
Tu poder,
quien lo quisiere saber,
para haberlo de notar,
en las casas lo ha de ver,
en las calles comprender
y en iglesias contemplar.
*
Y habitada
de mucha gente preciada,
de ciudadanos servida,
de galanes frecuentada,
de caballeros honrada,
de perlados favorida.
*
Tú, señora,
libre, exempta, regidora,
por privilegio y por ley;
tú, juez superiora,
de agravios castigadora
por summa gracia del Rey.
*
Tu senado
es de grande honra y ditado,
preeminencia y dignidad,
debaxo cuyo mandado
se ordena y rige tu estado
con mucha paz y igualdad.
*
El león,
que por armas y blasón
traes en tu regimiento,
da a entender la estimación
que se debe en Aragón
a tu gran merescimiento.
*
Eres fuente
adonde copia de gente
mana de diversas partes,
do viven honradamente,
segura, alegre y plaziente
con sus oficios y artes.
*
'No hay persona,
si acaso de ti razona,
que no sea su sentencia
que a tu ser, lustre y corona
nunca llegó Barcelona,
ni podrá llegar Valencia.
*
Pues Castilla,
aunque alabe a su Sevilla
de gentil, noble y exempta,
no se moverá ranzilla
de cosa que dé manzilla
a Çaragoça, ni afrenta.
*
Mas dexadas
las cosas acá estimadas
y sumas de tus lindezas,
de cosas santificadas
y entre cristianos notadas
celebremos las grandezas.
*
Singular,
y entre las otras sin par,
tienes un bien y memoria:
y es la imagen y el Pilar
que en ti quiso colocar
aquella reina de Gloria.
*
Otro don
de muy grande devoción
tienes, que no se deziïlo:
y es la casa de oración,
milagro y revelación
de la imagen del Portillo.
*
Sin segundo,
gozas de otro bien profundo,
que fuera Roma la santa,
oso dezir, digo y fundo:
que no hay ciudad en el mundo
de tanto santo ni santa.
*
¿Qué orador,
cuál poeta, historiador,
podría dezir por obra
de cada cosa el loor
equivalente al valor
de lo mucho que te sobra?
*
¡Cuan real,
cuan notable y especial
y a cuánta tierra se espacia
la limosna general
dése tu sancto Hospital
de Sancta Aviaria de Gracia!
*
Caridad,
limosna y humanidad,
¿hallarse han otras tales,
como las que esta ciudad
con los niños sin edad
ha hecho en sus hospitales?
*
Pues digamos,
si por iglesias andamos,
¿a dónde las hallaremos
que más oficios veamos,
ni tantas misas oyamos,
ni tales coros notemos?
*
¡Qué edificios,
qué dignidades y oficios,
qué rentas y ministerios,
qué raciones, beneficios,
qué reverendos servicios
de iglesias y monesterios!
*
No se crea,
por quien quiera que esto leya,
nec et fidem huic vel isti,
mas porque informado sea
cada cual por sí lo vea
el día de Corpus Christi.
*
(En verdad,
hablando sin vanidad,
y con todo orden y tino:
que yo no siento ciudad
do con más autoridad
se afine el culto divino.
*
Yo me afano
en asentar de mi mano,
Çaragoça, tus aseos,
y veo que todo es vano,
pues, en fin, en campo llano
me quedo con mis deseos.
*
Y bien mirando,
no sé de mí cómo ando,
por ende quiero parar,
pues de tus cosas tratando,
dixera mejor callando
que no diziendo callar.
*
A lo menos,
pues me he criado en tus senos,
si en otra cosa no vales,
digo que eres bien de buenos,
amparo de los ajenos
y lustre de naturales.
*
***
**
*