Páginas vistas en total

miércoles, 2 de abril de 2014

Abril2014/Miscelánea. EN MEMORIA DE LONGINA MANSILLA RODRÍGUEZ

Ha muerto porque no quería vivir más.  Se ha marchado para no tener que ser ayudada, para no ser una carga, una molestia. Nació para los demás y su vida fue servicio al prójimo. Sus pasos por la tierra fueron siempre sin hacer ruido, sin causar molestia a nadie, se diría que calzaba las Sandalias del Pescador. Aprendió de niña, educando a los párvulos y leyendo aquellas lecturas que tanto le emocionaban, que la vida es un soplo de aire que pasa fugaz, un hilo que pende de la mano de Dios. No hay que entretenerse pues, en uno mismo,  hay que ir con prontitud y con el corazón abierto, hacia los demás. Su vida fue sencilla, como sencillas eran sus lecturas.  Una tarde de invierno, en Jabaloyas, leía a los niños una historia sagrada que decía. “Dios es el que ha creado todas las cosas: el cielo y la tierra, la luz y los astros, las piedras y las plantas, los animales y el hombre”.  Le preguntaban los niños quién había hecho los libros, el arado con el que sus padres trabajaban la tierra, la casa donde vivían… Mirad niños, les decía ella con cariño y sin que se agotara nunca esa paciencia infinita que tenía: “Todos los hombres del mundo juntos no podrían hacer una mariposa, un pájaro, una flor; muchísimo menos podrían hacer el sol, la luna o una estrella.”
He reflexionado sobre estas lecturas que ella leía y he meditado en el poder de ese Dios omnipotente, en los extraños designios de este ser infalible e incontrovertible. He pensado seriamente en la posibilidad de que pudiera haber tenido alguna vez un mínimo fallo, una minúscula equivocación, un despiste pasajero. Es posible, me he dicho a mi mismo, y me he querido convencer de ello. Porque si no, cómo explicar lo que acaba de suceder ante nuestros ojos. He pensado que Dios, cuando creó la Bondad, debió tener entre sus dedos la materia con la que hizo a Longina. Lo he pensado y creo que debió ser así. Que fue un error de Díos mezclar materia,  inteligencia y Bondad en el mismo acto, en la misma persona. Así nació Longina o la Bondad. Ahora, cuando ha fallecido, ya no es posible recuperar su cuerpo, pero sí que es preciso recuperar su legado. El legado de la mansedumbre y de la Bondad. Por ello os invito a hacer un pequeño juego con la mente. Buscad en el diccionario en la letra B la palabra Bondad y veréis como la palabra que aparece es: LONGINA. Los que la habéis conocido, poco o mucho, tenéis/tenemos una deuda permanente con ella. Porque ella no fue bondadosa con nosotros, ella fue la BONDAD pura y sencilla, próxima y amable,  servicial, silenciosa y cálida.  Hoy ha muerto para los hombres, pero sólo para los hombres, porque siguiendo las lecturas de su infancia estamos seguros de que hoy, Longina: “HA VISTO AL SEÑOR”. Ese fue el primer capítulo de su vida y ese ha sido el último: SU FE INQUEBRANTABLE EN EL SEÑOR…. Y SU BONDAD. 
Ahora, de vuelta del sepelio, de nuevo está la tierra con la tierra hasta la Resurrección y, en los dedos de Dios, toda aquella Bondad inagotable que en vida le otorgó. DESCANSE EN PAZ.
*
El sacerdote, Javier Sancho, preside los funerales.
*
*
Fue, en el buen sentido de la palabra, buena.
*
Y cuando llegue el día del último viaje,
 y esté al partir la nave que nunca ha de tornar,
 me encontraréis a bordo ligero de equipaje,
 casi desnudo, como los hijos de la mar.
Machado
*
Sacerdotes muy conocidos de Teruel.
*
Dando la comunión Javier Sancho, quien dejó profunda huella en Albarracín y en el Jiloca.
*
En cuerpo presente.
*
Clemente, el párroco, dice unas palabra en memoria de su feligresa.
*
Últimos momentos del funeral, la familia se dispone a despedir a su ser amado.
*
Fin del oficio religioso,los sacerdotes se retiran.
*
La virgen de los Mercedarios nos libera de los candados y de los grilletes que nos atan a esta vida.
*
Segunda capilla de la Epístola. Iglesia de La Merced.
*
Capilla del baptisterio, primera capilla lado del Evangelio. Copia del cuadro de Antonio Bisquert titulado: San Juan Bautista. Original en el Museo Episcopal. Perteneció a San Miguel.
*
*
Primera capilla, lado de la Epístola.
*
Tercera capilla lado de la Epístola (decorada con escudos mercedarios). Procedente de San Miguel se ha instalado el retablo de San Jorge y el retrato de Jaime I el Conquistador. Sobre todo el retablo, de incalculable valor histórico y patrimonial. Está descrito en este blog.
*